Novartis y la Fundación Ojos del Mundo lanzan una campaña solidaria para proporcionar asistencia a 4.000 personas en Bolivia con discapacidades visuales y escasos recursos