AECC de Barcelona y Novartis colaboran en un proyecto para ayudar a los pacientes a afrontar las consecuencias socioeconómicas del cáncer